Pan de mono

Pan de Mono o Monkey Bread de Plátano y Azúcar Moreno

Tenía muchas ganas de volver a la rutina, de organizarme un poco después de las Navidades, de dejar atrás el desorden de comilonas y la falta de sueño y ejercicio. Tenía ganas de volver a hacer lo mismo que hacía antes de la navidades, pero con más entusiasmo, de replantearme ciertas cosas y de centrarme en las que quiero que tengan importancia en este nuevo año. El cambio de año parece una simple excusa, pero por lo menos en mi caso todo esto surge casi de manera natural, después del jaleo navideño.

Así que estoy encantada de sentarme hoy delante del ordenador, llena de buenas vibraciones, a saludarte de nuevo. Espero de todo corazón que este año 2015, te traiga un montón de cosas positivas.

Yo a nivel bloguero, seguiré con lo mío, intentando sorprenderte con recetas sencillas, ricas y a veces diferentes. Seguiré aprendiendo un poquito más sobre fotografía cada día y apurando y sacándole hasta la última gota a mi cámara compacta.

Pan de mono

También hace ya tiempo que barajo la posibilidad de traer algunas recetas saladas a Xabi Likes Chocolate. Es algo que me apetece mucho pero que me impone un poco, así que mientras reflexiono acerca del enfoque que le quiero dar a esta nueva fase, he preparado este Pan de Mono o Monkey Bread. Un dulce que hasta hace más o menos un año no conocía, y que en un primer momento no me llamó especialmente la atención.

No tenía ni idea de que tras su aspecto rústico y su nombre poco atractivo, se escondía un pan dulce espectacular, tierno, esponjoso y muy adictivo.

Pan de mono, monkey bread, banana and brown sugar, plátano y azúcar moreno,blog de repostería

PAN DE MONO O MONKEY BREAD DE PLÁTANO Y AZÚCAR MORENO

TIEMPO DE ELABORACIÓN

4 horas (incluyendo levado y horneado)

INGREDIENTES

Para la masa

  • 40 gr de mantequilla ablandada
  • 225 ml de leche entera templada
  • 50 ml de agua templada
  • 35 gr de azúcar extrafino
  • 20 gr de azúcar moreno
  • 7 g de levadura de panadería seca
  • 550 gr de harina de trigo blanca
  • 1 cucharadita de sal
  • 2 plátanos

Para el almíbar

  • 200 gr de mantequilla
  • 200 gr de azúcar moreno
  • 1 cucharadita de canela

UTENSILIOS

  • Un cazo
  • Una cazuela
  • Un recipiente amplio
  • Un molde de cake rectangular de 2 litros

ELABORACIÓN

Preparación, mezclado y amasado

  1. En una cazuela, derrite la mitad de la mantequilla (20 gr). Añade la leche, el agua, el azúcar y la levadura.
  2. En un recipiente, mezcla la harina, la sal y la mezcla de mantequilla, leche, levadura etc… Mézclalo bien. Vierte la masa sobre una superficie muy ligeramente enharinada y trabaja la masa. Añade la mantequilla restante y continua amasando durante unos 10 minutos.

Primera fermentación

  1. Coloca la masa en un recipiente, cubre el recipiente con un trapo limpio y deja que la masa fermente en un lugar alejado de las corrientes de aire durante al menos 1 hora y media. También puedes dejar levar la masa en el frigorífico durante toda la noche.

Almíbar

  1. En un cazo, derrite los 200gr de mantequilla, junto con el azúcar y la canela. Deja enfriar ligeramente y vierte ¼ de la mezcla en el molde de cake.

Desgasificación, división y formado

  1. Desgasifíca la masa apretándola y plegándola para que desaparezca el gas que se ha generado durante la fermentación. Forma pequeñas bolas de masa del tamaño de una pelota de golf y colocalas en el fondo del molde de cake, intercalándolas con rodajas de plátano y pequeñas cantidades de almíbar. (Es probable que te acabe sobrando algo de almíbar que podrás reservar para cuando sirvas el Monkey Bread).

Segunda fermentación

  1. Envuelve el molde de cake en una bolsa de plástico amplia, dejando mucho espacio para que la masa fermente.
  2. Deja reposar durante alrededor de una hora.

Horneado

  1. Precalienta el horno a 200 grados.
  2. Cubre el molde de cake con papel de aluminio y hornea durante 30 -35 minutos.
  3. Deja que el Monkey Bread se enfríe ligeramente antes de darle la vuelta sobre una rejilla.
  4. Sirve templado y con el almíbar sobrante.

NOTAS

Lo ideal es comer el Pan de Mono recién horneado y aún templado pero si decides hornearlo con un poco de antelación, no tienes más que envolverlo en papel de aluminio y darle un golpe de calor en el horno durante unos minutos. Luego, calienta el almíbar sobrante y viertelo sobre el Monkey Bread antes de servir.

El Monkey Bread se come preferiblemente con las manos, una vez que lo pruebes, te costará parar de “pellizcar” esta delicia.

Puedes sustitutuir el plátano por manzana y pasas o calabaza y nueces pecanas, por ejemplo.

FUENTE

Delicious Magazine Noviembre

Guardar

Anuncios

23 thoughts on “Pan de Mono o Monkey Bread de Plátano y Azúcar Moreno

  1. Todos nos replanteamos cosas con el nuevo año. Mi objetivo para 2015, en lo que al blog se refiere, es mejorar con las fotos, aunque tengo otros muchos objetivos para el resto de mi vida en general. Veo que tú estrujas muy bien tu cámara compacta porque te salen unas fotos muy bonitas. Sobre las recetas saladas, yo muchas veces lo he pensado. Sinceramente, en casa hago cocina bastante tradicional y NUNCA JAMÁS peso el producto. Me parecería una pesadilla ponerme a pesar la cantidad de aceite que le voy a poner al marmitako. Lo hago todo a ojo y no me veo capaz de convertirlo en recetas escritas en el blog. Espero que tú lo consigas!!! Un beso, a ver si nos vemos pronto!

    1. Yo con un marido guiri y siendo de aquí y de allí, al final nos gusta mucho experimentar con recetas exóticas y aunque tengo intención de seguir con mi lado dulce, si que hay recetas que hacemos muy frecuentemente que el día que decida publicar, tendré que pesar y hacer anotaciones… Espero que no sea muy engorroso, al fin y al cabo, solo será una receta salado de vez en cuando. Ya te iré contando. Un beso. Maite

      1. Seguro que te sale bien. Reconozco que me parece difícil pesar la comida del día a día y, también, que la comida salada es más difícil de fotografiar. Los dulces entran por los ojos. La textura de un bizcocho, un chocolate cubriendo una tarta… pero a ver quién es el guapo que le saca una buena foto a unas patatas a la riojana. Yo publiqué una receta de croquetas una vez (me vuelven loca las croquetas) y conseguir un contraste de colores y una presentación atractiva me pareció mucho más complicado de lo que yo esperaba.
        No digo esto para desanimarte, todo lo contrario, es que me parece que tiene muchísimo mérito que te pongas a ello. Ya me irás contando!!!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s